Mascarilla de Bicarbonato para las Arrugas

El bicarbonato de sodio es uno de los compuestos que muchos conocemos, su funcionalidad es realmente amplia, ya que mantiene grandes beneficios para el organismo en general y el rostro como la Mascarilla de Bicarbonato para las Arrugas. 

Algunos de estos beneficios es que controla el ph, contribuye con la buena digestión, balancea el sabor en las comidas y es perfecto para tratar problemas capilares, sin embargo poco se conoce de su utilidad para los problemas de la piel y sobre todo como elemento para la prevención de la aparición de arrugas.

El que ofrece al tejido celular una de las mejores formas de auto regenerarse y evitar que se formen las arrugas, es importante tomar en cuenta algunos elementos al aplicar la Mascarilla de bicarbonato para las arrugas, por ello te traemos todo lo referente a este tratamiento.

Mascarilla de bicarbonato para las arrugas

Acerca de la Mascarilla de bicarbonato para las arrugas

A la hora de utilizar este maravilloso elemento como lo es el bicarbonato, es de suma importancia tomar en cuenta ciertos aspectos, la capacidad del mismo para eliminar grasa puede afectar la hidratación estándar del rostro.

Para evitar esto se debe mantener una aplicación de Mascarilla de bicarbonato para las arrugas controlada, ya que podríamos perjudicar las grasas naturales de la piel y ocasionar problemas de resequedad.

El bicarbonato además es una de las mejores formas de blanquear la piel y combatir las manchas, te dejamos con la preparación del mismo y todo referente a la Mascarilla de bicarbonato para las arrugas.

Ingredientes para preparar Mascarilla de bicarbonato para las arrugas

Mascarilla de bicarbonato para las arrugas

Para la Mascarilla de bicarbonato para las arrugas necesitaras los siguientes materiales:

  • 2 o 3 cdas de Bicarbonato de sodio en polvo
  • Zumo de limón
  • Agua

Elaboración y aplicación de Mascarilla de bicarbonato para las arrugas

Primero debes limpiar bien tu rostro, lávalo con abundante agua y jabón para eliminar impurezas o sucio externo que podría afectar la aplicación de mascarilla.

Seguidamente en un recipiente agregamos las cucharadas de bicarbonato de sodio, junto a las gotas de limón y algo de agua, esperamos a que termine la reacción.

Aplicamos en las zonas afectadas para que actúen.

Después de unos 10 minutos lavamos con abundante agua y aplicamos cremas protectoras.

Evita tomar sol después de esta mascarilla ya que la piel se encuentra muy sensible.

¿Te ha sido de utilidad el artículo?
[Votos: 363 Promedio: 4.4]

2 Comments

  1. Deuma
    • Nicole Mendoza

Deja un comentario