Mascarilla de Harina y Leche Para Quitar Las Manchas

Las manchas en al piel aparecen por distintas razones una de ellas es el sol, son difíciles de quitar para esto la Mascarilla de Harina y Leche ayuda a quitar las manchas de la piel.

Al momento de cuidar la piel y el rostro, es importante conocer todos los elementos que generen beneficios en la estética del mismo, aunque existen miles de tratamientos clínicos, médicos y quirúrgicos que pueden ser realmente costosos e incluso llegar a presentar problemas secundarios.

Podemos disfrutar de los beneficios de los ingredientes orgánicos naturales, como lo es la Mascarilla de harina y leche, la cual combina las bondades hidratantes de la leche con la enorme carga proteica de los cereales, ofreciendo una de las mejores opciones para tratar problemas de la piel y el rostro sin demasiado trabajo.

Mascarilla de harina y leche

Todo sobre la Mascarilla de harina y leche, beneficios y consejos prácticos

La vida cotidiana se encarga de fomentar la aparición de elementos como las manchas, quemaduras o diversos problemas que aquejan nuestro rostro, como de seguro cuentas con una agenda difícil pero quieres cuidar tu rostro.

Es importante conocer recetas como la Mascarilla de harina y leche, la mejor forma de tratar con las manchas, quemaduras solares e incluso contra las ojeras, empleando cada una de las propiedades hidratantes de la leche y las vitaminas que fortalecen la tez.

Los beneficios de esta Mascarilla de harina y leche son realmente extensos, para que puedas disfrutar de ellos te dejamos como prepararla a continuación.

Preparar Mascarilla de harina y leche

Mascarilla de harina y leche

Para preparar esta Mascarilla de harina y leche necesitas los siguientes materiales:

  • 1 taza de harina leudante ( también sirve precosida)
  • 3 cucharadas de leche
  • Una taza de agua
  • Algodón

Preparación y aplicación de Mascarilla de harina y leche

En un recipiente incluimos la harina y agregamos la leche generando una especie de maza consistente mientras removemos la misma.

Seguidamente incluimos la taza de agua para volver un poco más liquida dicha mezcla, es importante que mantenga un balance entre la liquides y la maza.

Lava tu rostro antes de empezar a aplicar la mascarilla con jabón limpiador o crema.

Con algo de algodón coloca poco a poco la mascarilla en tu rostro, masajea para mejorar el efecto.

Deja actuar por unos 20 minutos y retira con abundante agua.

¿Te ha sido de utilidad el artículo?
[Votos: 193 Promedio: 4.3]

Deja un comentario